01 noviembre, 2006

Algo no funciona

Cuando no te apetece estar con los amigos. Cuando no quieres mirar a los ojos a quién ha sido más que eso. Cuando sientes asco de quien te caía bien. Cuando prefieres estar escuchando música en el coche antes que en un bar rodeado de conocidos. Cuando todo parece un acto de traición. Cuando no sabes dónde depositar algo tan frágil como es la confianza.

Cuando todo esto ocurre, probablemente algo se haya roto. En algún recóndito lugar, una pieza se ha salido de su engranaje y el mecanismo ha cascado. Supongo que es algo pasajero, pero ahora mismo tengo ganas de estar solo. O quizá de estar con otra gente. Personas a las que no conozca de nada, seres que no me importen en absoluto. No me pidáis una explicación, porque no la hay.

Perdonadme por cómo actué anoche, por cómo puedo actuar en lo sucesivo, y gracias por haberte quedado hasta las seis.

10 Comments:

Blogger celesteole said...

Espero que lo que pasó el otro día no te pareciese un acto de traición...Ánimo nene!!

1 nov. 2006 15:37:00  
Blogger Celia said...

Muchas veces pequeño!!!! Yo espero lo mismo que celes.

1bso

1 nov. 2006 16:10:00  
Blogger Tasti said...

joder...yo sigo sin enterarme de nada, pero ya te he dicho que la vida sigue y hay que ver el vaso medio lleno. XXXXIIIIEMPRE.
para cualquier cosa, ya sabes, una caña y a charlar, que aveces viene bien desahogarse.

1 nov. 2006 16:32:00  
Blogger SOMA said...

"Cuando todo esto ocurre, probablemente algo se haya roto. En algún recóndito lugar, una pieza se ha salido de su engranaje y el mecanismo ha cascado."

No soy quien para dar consejos a nadie de nada, pero como futuro ingeniero sabras que los mecanismos en el fondo no son tan complejos y que no hay ninguno que no tenga solucion si no funciona. Cambia la pieza o arreglala si te interesa que siga funcionando, si quieres dejarla parada o funcionando mal tu mismo. Aqui tu eres el ingeniero y como tal tu tienes que tomar ahora una decision.

Un saludo y suerte.

1 nov. 2006 21:46:00  
Blogger Dek said...

Gracias a todos por los ánimos. Si pasa lo de siempre. Lloro un rato, y me quedo tan pancho. Supongo que, al no hablar con nadie de mis cosas, es la forma que tengo de reventar.

Soma, tendré muy en cuenta el consejo. No te creas que no le he dado vueltas, pensando qué arreglar y qué cambiar. Aunque parezca una tontería, lo que dices de ver las cosas desde el punto de vista de un ingeniero sí que se da. Me imagino que será deformación profesional, de llevar ocho años encerrado en la facultad.

2 nov. 2006 0:07:00  
Anonymous Sari said...

Como te entiendo Luis......Más de lo que te piensas.....

2 nov. 2006 18:58:00  
Blogger Rickettsia said...

Pues es cierto que cuando eso ocurre es que algo se ha roto, y además se ha roto algo mportante. Porque tiene que ver contigo. Pero todo lo que se rompe se puede pegar o coser, y en el mejor de los casos hasta se regenera. Y en el fondo los seres humanos no somos más que lagartijas, asíq ue tu tranquilo por mucho que te corten la cola o las alas voverán a crecer :-) Aliméntalas de lo bello.

Y claro que te sigo leyendo...

Un abrazo

3 nov. 2006 9:13:00  
Blogger Dek said...

Hmmm. Eso de cortarme la cola ha sonado un poquito mal, Lorena Bobbit ;P

Gracias por las palabras de ánimo, de verdad. Yo también te sigo leyendo, aunque no pueda dejarte ningún comentario en el blog XDD Me gusta mucho cómo escribes, o cómo dibujas los desiertos, más bien. Espero que no se gaste la mecha de esa imaginación.

Otro abrazo.

3 nov. 2006 11:15:00  
Blogger Carlos de la Cruz said...

Eh, Dek, arriba ese ánimo, leñe.

Desde mi posición como Antigua Leyenda caduca de las noches cosladeñas, te diré que normalmente ningún grupo de colegas sobrevive más allá de 5 o 7 años.

Si lo piensas, la mayoría de los grupos están formados por peña que conoce a otra peña y que se jutan para salir a enchuzarse por la noche... digamos que esas no son las bases más sólidas para crear una amistad duradera ;).

Pero lo bueno de salir por ahí es conoces gente que sí vale la pena. Concéntrate en esos.

Ah, por cierto, debido a nuestra evolución como cazadores/recolectores durante miles de años, el cerebro humano está acostumbrado a mantener una "tribu" de 50 personas como mucho de personas allegadas. Si entran más personas en tu tribu personal, algunas tendrán que irse. Y ojo, eso te pasa a tí y también le pasa a la gente que conoces.

Los grupos de colegas cambian, se rompen, mutan y se reconcilian. Es inevitable, así que no le des más vueltas de lo debido. La vida es cambio ;).

Fdo.: El Filosofeador Loco de la Frikoteca

3 nov. 2006 14:07:00  
Blogger Di said...

Lástima que aqui no se pueda poner ese icono de la vaca que tanto me gusta enviarte... vamos nene! sonriendo!! ;)

3 nov. 2006 16:02:00  

Publicar un comentario

<< Home